El marketing busca impactar en el cliente para llamar su atención. Se han desarrollado diversas técnicas y estrategias para ello. Hoy, os explicamos las diferencias entre Inbound Marketing y Outbound Marketing como técnica de captación de clientes, junto algunos ejemplos… ¡Vamos allá!

INBOUND MARKETING: CARACTERÍSTICAS Y EJEMPLOS

Debemos aclarar que el Inbound Marketing y Outbound Marketing tienen como objetivo captar a nuestro público objetivo. Se diferencian en la manera de conseguirlo. Este primero, no busca llegar al “target” de manera directa, sino que, a través de la creación de interés y valor para el consumidor, es él quien se acerca a ti. Es una relación más complicada de establecer, pero mucho más fiel y óptima.

Utiliza diversas herramientas de marketing de contenido, esto son: redes sociales, blog, posicionamiento SEO en buscadores, entre otras estrategias. El Inbound Marketing es una técnica menos intrusiva que el Outbound Marketing. Expertos afirman que se define como un acompañamiento durante el proceso de decisión de compra. Formado por 3 principales fases: fase de atracción, fase de conversión, fase de fidelización. Durante el proceso se busca crear contenido para provocar al cliente, más tarde atraerlos para convertir en leads. En este punto, debes ofrecer valor, debes invertir en la fidelización por medio de webinars, formularios, suscripciones, etc. Con ello, convertirás a desconocidos en compradores.

Por lo tanto, necesitarás una página web saludable, estrategias de contenidos enfocada en tu público, plan de difusión, extender tus acciones de Inbound Marketing a varios canales, herramientas de automatización y email marketing, landing pages y cultivos de lead, entre otros.

Por ejemplo, IKEA. Esta empresa sueca son los reyes del storytelling. Técnica líder en la creación de valor a través de la afectividad entre tu marca y el cliente. IKEA apuesta por los valores familiares en sus campañas “Nuestros hijos son lo que ven” o “peluches para la igualdad”. Mediante esta estrategia, lanzaron contenidos audiovisuales con una gran carga emotiva y reflexiva. Incrementaron el engagement notablemente. Inbound Marketing en estado puro.

OUTBOUND MARKETING: CARACTERÍSTICAS Y EJEMPLOS

A diferencia del anterior, las estrategias de Outbound Marketing están centradas mayoritariamente en la marca y sus productos, más que en el propio cliente. Tiene como objetivo resaltar sus cualidades, siendo su contenido claramente comercial, esto puede suponernos una inversión mayor en el presupuesto. Mientras que el Inbound Marketing se desarrollan en medios digitales, este puede también emplearse en medios tradicionales como vallas publicitarias, anuncios, etc.

La comunicación que se emplea es unidireccional, por lo tanto, perdemos el feedback del cliente. No se le presta tanta atentación a la creación de valor brotada de la interacción de ambas partes. Sin embargo, la combinación de ambas técnicas es crucial para hacer crecer tu negocio. Mediante el Inbound Marketing crearás una base de datos consolidada sobre los clientes que verdaderamente estén interesados en tu marca. Más tarde, aplicaras estrategias de Outbound Marketing para actuar directamente sobre un cliente potencial y no perder parte de presupuesto en un margen de error innecesario.

Un ejemplo de este tipo podrías ser Starbucks quien apela y vende, a través de valores como el sentimiento de amistad, paz y disfrute de la vida, su marca. Emplea un marketing más tradicional en sus establecimientos por medio del marketing sensorial, servicios de empleados y escribir erróneamente tu nombre para que seas tú mismo quién le promociones en tus redes sociales. Cuenta con un público muy fidelizado.

Si tienes alguna duda o sugerencia, contacta con nosotros. Estaremos encantados de escuchar de ti. ¡Quédate para saber más!